¡Un verdadero paraíso con acceso directo a la playa y piscina privada! Su ubicación es ideal, frente a la playa ofreciendo unas hermosas vistas a la inmensidad del océano. Su jardín privado situado en la playa goza de una zona de solárium y una cama de día techada, lugar ideal donde relajarse con un buen libro y la brisa marina.

El interior consta de una amplia y elegante habitación con baño semi abierto situado en el jardín trasero. Allí podrás disfrutar de una gran piscina de 5x3x1,3m, darte refrescantes duchas en su ducha exterior o relajarte en su sofá. ¿Qué más se puede pedir?