Inspirado en los platos clásicos franceses y añadiendo un su propio toque único, encontramos Flavours. Un maravilloso restaurante de elegante ambiente con vistas al mar donde podrás saborear unos Gnocchi à la Parisienne o un Confit de Carnard, tú decides.